Carretera De Las Aguas

Empieza mi mañana y, después de ponerme al día en periódicos, Facebook, Twitter y Mail, decido qué voy a hacer esta mañana soleada.

Se me plantean varias cosas, todas ellas requieren esfuerzo físico, que es lo que estoy buscando. Me apetece rodar en bici por la Carretera de les Aigües en Barcelona.

Es un fantástico camino de tierra, sin asfaltar, ideal para correr por el menor desgaste de las rodillas y también para la bicicleta de montaña.

Los fines de semana se llena de runners, riders y familias de paseo pues se puede disfrutar de unas fantásticas vistas de Barcelona desde lo alto.

Esta carretera recorre la sierra de Collserola y es un recorrido de 20 km que discurre desde el barrio de  Penitents hasta Esplugues de Llobregat. Se recorre por la falda de la ladera del Tibidabo y de hecho se puede acceder a él desde algún camino que sale de la Carretera hacia arriba. Es un terreno llano con miradores provistos de bancos para disfrutar del paisaje y tomar un descanso antes de proseguir con la marcha.

A los pies se ve la Barcelona ordenada del barrio de l’Eixample, las torres Mapfre al borde del mar, el barrio desordenado y de calles estrechas del Born, los parques que oxigenan la ciudad, la montaña de Montjuïc con su Torre de Telecomunicaciones de Santiago Calatrava…

Lo dicho, me voy a sudar la camiseta en sus 40 km de ida y vuelta!